Presidencia de Adolfo Rodriguez Saa
 
Búsqueda personalizada
 
 
 
 

Hacia la mitad del mandato de Fernando De la Rua durante la Crisis de diciembre de 2001 se vio obligado a renunciar es entonces que el Sendo nombra como presidente provisional al presidente del Senado ,cargo que en ese momento estaba ocupado por el senador de la provincia de misiones Ramón Puerta.

El senador Puerta (en ejercicio de la presidencia nacional) llama a una Asamblea legislativa a fin de elegir un presidente, de esa votación legislativa salio el gobernador de la provincia de San Luis Adolfo Rodriguez Saa.

El tenia como mision ser Presidente de la Nación para un período de 90 días, tras convocar a elecciones presidenciales mediante el controvertido sistema de ley de lemas.

La primera magistratura del país había quedado vacante tras las renuncias del vicepresidente Carlos Alberto "Chacho" Álvarez y del presidente Fernando de la Rúa. Tras renunciar Rodríguez Saá a la gobernación de San Luis para asumir la presidencia, el cargo de gobernador fue ocupado por la hasta entonces vicegobernadora Alicia Lemme.

El gobernador Adolfo Rodriguez Saa asume como presidende de la nación dejando su puesto como gobernador de la provincia de San Luis
La vicegobernadora Alicia Lemme asume como gobernadora de la provincia de San Luis
El nombramiento de Carlos Grosso como Jefe de Gabinete causo movimientos populares. Grosso estaba con porblemas judiciales por una serie de irregualridades cuando fue el intendente de la ciudad de Buenos Aires en la primera presidencia de Menem
Los gobewrnadores de Buenos Aires Carlos Ruckauf de Córdoba José Manuel de la Sota, y de Santa Cruz Néstor Kirchner le quitaron el apoyo a a Rodriguez Saa cuando en lugar de dar elecciones en 90 dias pretendi terminar el periodo pendiente de De la Rua
Los senadores Duhalde y Capitanich se sumaron al reclamo de los gobernadores entonces Adolfo Rodriguez Saa tuvo que renunciar
Discurso de renuncia de Adolfo Rodriguez Saa
Eduardo Camaño Presidente de la Camara de diputados
Finamente luego de una votacion gana por mayoria el Senador Eduardo Duhalde para completar el periodo dejado vacante por De la rua hasta el 2003
 
La presidencia de Rodriguez Saa
 

La presidencia de Rodríguez Saa duró sólo 7 días. Durante ese periodo resolvió la suspensión de pagos de la deuda externa con los acreedores privados y anunció la entrada en circulación de una nueva moneda no convertible, llamada Argentino (que nunca vio la luz), con la cual financiaría planes de vivienda y daría más de 100.000 subsidios, así como un aumento a jubilados y estatales. Por su negociación logró re-unificar a la CGT, lo cual le valió el respaldo de los jefes sindicales, pero no el de la UIA (Unión Industrial Argentina) ni el de un importante sector del Partido Justicialista, disconformes con la decisión del mandatario de no devaluar la moneda . Nombró al senador Jorge Capitanich como Ministro de Infraestructura y Vivienda e interino de Economía, de Desarrollo Social y Medio Ambiente, de Salud, de Trabajo, Empleo y Formación de Recursos Humanos y de Seguridad Social;1 y como presidente del Banco de la Nación Argentina a David Expósito, un economista y periodista que tomó notoriedad en esos días al ser quitado de su cargo por sus declaraciones sobre el Argentino.
Rodríguez Saá declaró el default financiero (una de las insistencias del pueblo ), por lo que Argentina se declaraba insolvente para pagar las deudas contraídas.

Esta acción fue muy popular entre los argentinos. Sin embargo, sólo unos pocos días después de establecer el default, se descubrió que Rodriguez Saá había pagado u$s 150 millones al FMI. También designó al ex-intendente de la Ciudad de Buenos Aires, Carlos Grosso, como miembro del gabinete de ministros, con el cargo de Jefe de Asesores, hecho que motivó nuevas protestas, debido a que Grosso tenía por entonces una imagen muy negativa y su figura era asociada al menemismo.
En la semana de Navidad de 2001 se hizo fuerte el rumor de que Rodríguez Saá pretendía permanecer en el gobierno hasta completar el mandato de Fernando de la Rúa (diciembre de 2003), lo cual le quitó definitivamente el respaldo de varios gobernadores peronistas que tenían aspiraciones presidenciales (entre ellos el cordobés José Manuel de la Sota, el bonaerense Carlos Ruckauf y el santacruceño Néstor Kirchner). A las críticas se sumaron los senadores Duhalde y Capitanich, también justicialistas.
Restado el respaldo por la feroz interna partidaria y por las protestas, que incluyeron actos de violencia en el Congreso, a sólo una semana de asumir el cargo se presumía como inminente la renuncia de Rodríguez Saá. En una situación inédita, el que debería suceder a Rodríguez Saá como presidente provisional (Puerta, el mismo que sólo unos días antes había sucedido a de la Rúa) renunció a su cargo antes de que Saá hubiera hecho pública su renuncia.

La renuncia de Rodríguez Saá llegó unas horas después del anuncio de Puerta; éste último renunció a un puesto que todavía no había ocupado. La sucesión recayó en el presidente de la Cámara de Diputados, el duhaldista bonaerense Eduardo Camaño. Éste, de acuerdo a la Ley 20.972, convocó a la Asamblea legislativa, y llevó a cabo la transición de un par de días necesaria para que se produjeran los acuerdos que llevaron a la presidencia a Eduardo Duhalde, quien había sido electo senador sólo 2 meses antes.
Duhalde fue elegido por la Asamblea legislativa para concluir el mandato de Fernando de la Rúa, es decir, para permanecer en el cargo hasta diciembre de 2003, cosa que no pudo hacer debido a que presentó su renuncia al cargo que se hizo efectiva en mayo de ese mismo año, tras convocar a elecciones anticipadas.

 
 
       

¿Quienes somos?

Condiciones de uso

Publicidad

Privacidad de la informacion